lunes, 6 de febrero de 2012

DESCUBRIENDO NUEVOS MUNDOS PARECIDOS A LA TIERRA

Recientes investigaciones demuestran que en el sistema de solar de 16 Cygni, de existir vida inteligente, estos seres podrían ser más mayores y sabios que nosotros. Los investigadores creen que los nuevos hallazgos, presentados por ‘The Astrophysical Journal Letters’, abren un nuevo capítulo en el debate sobre la vida extraterrestre. Ubicado a 69 años luz de la Tierra y apenas visible a simple vista, 16 Cygni cuenta con dos estrellas amarillas, similares a nuestro Sol, además de una roja de menor tamaño. Así, los dos soles albergan numerosos planetas. De hecho, en la década de 1990 los astrónomos descubrieron que uno de sus planetas es más grande que Júpiter y órbita alrededor del Sol más débil de color amarillo. Ahora, las nuevas observaciones de la nave espacial Kepler de la NASA, que busca planetas que pasan frente a sus estrellas y su luz tenue, ha detectado oscilaciones considerables en ambos soles de 16 Cygni. Los datos indican que las estrellas están a seis mil millones de años, dos mil millones años más que la distancia hasta nuestro Sol. Este descubrimiento demuestra la capacidad extraordinaria de Kepler para sondear los corazones de otras estrellas.


1 comentario:

Raimundo Barbado dijo...

Evidentemente, con el caldo de cultivo adecuado, la vida debe de surgir por necesidad, igual que surge el moho sobre la corteza de una naranja cuando ésta adquiere humedad. Quizá menos probable sea el desarrollo de la inteligencia, la tecnología y los viajes interestelares, pero...¿Por qué no?

Publicar un comentario en la entrada